Un diario de conciertos

Le Punk + Fix This (Sala El Sol, Madrid, 01/12/08)

Parafraseando al coronel Hannibal Smith, “me encanta que los planes salgan bien”. Es lo que tiene Madrid: te presentas un lunes tonto en El Sol, sin mayores expectativas aparte de tomarte unas cervezas con los amigos, y acabas descubriendo a un par de grupos a los que sabes con certeza que volverás a ver varias veces en directo en años venideros. ¿No son geniales esas noches?

 

Se trataba de un concierto para los voluntarios de Cruz Roja en la capital, presentado por Ernesto Sevilla y Raúl Cimas. No tenía ninguna referencia de la primera de las bandas que tocaban, Fix This. Como los seres humanos somos desconfiados por naturaleza y nos da miedo todo lo que no conocemos, me temía lo peor. Qué equivocado estaba: Fix This es un combo de funky-jazz acojonante. Su vibrante base rítmica y sus metales (saxo y trombón) bastarían para parir unos instrumentales electrizantes, suficiente para conseguir que la gente baile; pero es que además tienen al frente una voz avasalladora, sin nada que envidiar a las grandes voces negras, que toma cuerpo en la encantadora (y bastante sexy) Laura. Para redondear la jugada, tres coristas los acompañaron en un par de temas, bordando un concierto de poco menos de una hora que, a priori, se lo puso difícil a Le Punk para no bajar el listón.

 

No había por qué preocuparse. Le Punk han llegado para ocupar el lugar del desaparecido Huracán Ambulante: rock cabaretero a toda mecha con arreglos apabullantes. No es casualidad que sea Bunbury uno de los músicos ilustres que les dedican piropos en su hoja promocional. Los otros son Xoel López (el último disco de Le Punk está producido por Juan de Dios, mano derecha del ¿ex?-Deluxe) y Pereza (ambas bandas tuvieron su germen primigenio en Buenas noches Rose). Puede que también se sientan un poco culpables, porque la marcha del saxofonista Tuli y el teclista César Pop a sus respectivos grupos convirtió a Le Punk en cuarteto antes de la publicación del tercer LP, Mátame… Joder, cuánta información en un solo párrafo, ¿no?

 

Yo me compré el anterior trabajo del grupo, No disparen al pianista (2006), y lo enterré después de un par de escuchas sin acabar de comprender por qué la prensa musical se deshacía en elogios hacia ellos. Me faltaba un factor para comprender la ecuación: el directo. Le Punk son un grupo a descubrir sobre las tablas, y más ahora que se hacen acompañar de la sección de vientos No Reply.

 

Pero las guitarras tienen algo que decir en Le Punk. Las letras exudan filosofía de vida rock, y para rubricar eso hacen falta las seis cuerdas, no sirven saxos y trompetas. Milagrosamente, todos esos músicos encuentran su hueco y se hacen oír entre tanta algarabía, un poco a la manera de la Seeger Sessions Band o el mentado Huracán Ambulante. La energía desprendida podría hacer despegar un avión, aunque puede resultar abrumadora para quien no disfrute con las propuestas excesivas.

 

Como los horarios de la sala El Sol no permitieron que el recital de Le Punk pasara de los cincuenta minutos, no sé si un concierto de duración estándar (digamos dos horas) resultará agotador. La puesta de largo de Mátame el próximo viernes en la sala Joy Eslava sería la ocasión perfecta para comprobarlo. Ojalá todos los problemas del mundo fueran como éste, que te den dos tazas de algo bueno.

 

Jota78

www.myspace.com/fixthisband

www.myspace.com/lepunkmadrid

Anuncios

Una respuesta

  1. Pingback: Le Punk + Sidecars (Universimad, Madrid, 15/05/09) / Mago de Oz (Teatro Español, Madrid, 17/05/09) « Si la tocas otra vez…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s